Suscríbete al blog por correo electrónico

Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.

Únete a otros 81.823 suscriptores

Artículos recientes

Artículo

Destacado

Elder Neil L. Andersen comenta sus sentimientos al estar en Canada con el Profeta 

Elder Neil L. Andersen comenta sus sentimientos al estar en Canada con el Profeta
Elder Neil L. Andersen

Anoche después de regresar tarde a Salt Lake City, Kathy y yo hemos seguido pensando y hablando sobre las experiencias de los últimos días con un profundo agradecimiento sin precedentes de estar con el Presidente y la Hermana Nelson. Al escuchar a la Hermana Wendy Nelson, compartir su testimonio del llamamiento profético del presidente Nelson y dar una idea de cómo ha sido su hogar desde que se convirtió en el profeta del Señor, fortaleció la fe de los que escucharon. La Hermana Nelson habló de su propio testimonio del llamado profético del presidente Nelson.

Ella dijo: «Dos días después de la partida del Presidente Monson, el Señor me dio una experiencia singular y  diferente con mi esposo. Tan diferente, tan viva, tan clara. Cada detalle de esa experiencia está grabado en mi mente y mi corazón para siempre. Dos días más tarde volvió a pasar exactamente la misma experiencia» (solo para ella).

Ella dijo que era «demasiado sagrado para compartir sobre el púlpito», pero que «por eso puedo tomar una posición de testigo y testificar que Russell Marion Nelson es el Profeta del Señor. Russell Marion Nelson es el profeta viviente del Señor viviente».

Para Kathy, para mí y para muchos otros santos, sus comentarios sobre la revelación fueron poderosos y reforzaron nuestra creencia, «ya sea por mi propia voz o por la voz de mis siervos, es lo mismo».

La hermana Nelson explicó que en sus 12 años de matrimonio, ella había observado el proceso de revelación e inspiración sobre su esposo, pero que desde que se convirtió en el presidente de la Iglesia, esas revelaciones se «expandieron exponencialmente».

Ella explicó: «Él mantiene una libreta amarilla de papel junto a su cama». Luego declaró: «Por la mañana, me muestra media página hasta una página y media de notas con alegría».

Ella dice que a pesar de que a veces  permanece cerca de él cuando ocurre este proceso, a veces no lo hace. Ella contó una noche en enero cuando «recibí la impresión, ‘salga de la cama ahora'».

«Dos horas más tarde salió de la habitación. ‘Wendy, no vas a creer lo que ha estado sucediendo. El Señor me ha dado instrucciones detalladas sobre lo que debo hacer ‘».

La Hermana Nelson dijo que durante los «últimos ocho meses ha sido una experiencia enviar a mi esposo a trabajar. Él regresa, diferente de cuando lo despedí en la mañana. Lo he visto cambiar en el púlpito. Lo he escuchado usar frases que no ha usado antes. Lo he visto hacer cambios en el púlpito».

Ella dijo que hace algunas semanas atrás hablando a los jóvenes adultos en una reunión sacramental, «vi cómo caían 30 años».

Yo también agregaría que me sorprendió que un hombre a menos de tres semanas de cumplir  94 años pudiera ir al púlpito anoche en Toronto sin notas, sin repetir nada y hablar durante 45 minutos, con una audiencia frente a 8.000 personas atentos a él y su mensaje. Cuando comencé a comentar esto después de la reunión, el presidente Nelson dijo, «Bueno, estas personas han venido de un largo viaje. Ellos vienen en oración. Lo último que quieren que haga es ir al púlpito y leerles una charla». Fue una experiencia de revelación.

Comentarios

comentarios

Powered by Facebook Comments

Related posts

Deja un comentario

WordPress Theme built by Shufflehound. Todo el contenido de FaroalasNaciones.com se encuentra bajo una licencia Creative Commons-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported Patrocinado por Instantshift