Testigo del Tiroteo en Nevada: “La gente gritaba y se tiraba al suelo”.

SALT LAKE CITY – Mientras se estaban repartiendo los emblemas de la Santa Cena en la reunión sacramental del Barrio Fallon 3 por la tarde del domingo a 96 km al este de Reno, Nevada. John Kelly O´Connor se sentó en la banca del pasillo en el lado oeste, justo afuera del salón sacramental con algunos otros miembros de la congregación.

Cuando se terminó de repartir la santa cena y el primer discursante de la reunión comenzó a hablar, O’Connor, de 48 años, se levantó, caminó por la puerta oeste de la capilla, sacó un arma y disparó a quemarropa matando a Bert Miller, de 61 años, un hombre que conocía desde hace años, dijeron testigos y la policía.

“No sé por qué querrías dispararle a Bert Miller. Es el tipo más agradable del mundo”, dijo Rich Hutchings, un miembro del barrio. “Es absolutamente impactante”.

Miller murió en una aparente lluvia de balas. Testigos informaron haber escuchado de cuatro a ocho disparos de una poderosa arma.

“Fue un caos”, dijo el miembro del barrio Steve White. “La gente gritaba y se tiraba al suelo”.

“Fue muy ruidoso”, dijo Hutchings. White dijo que escuchó cuatro a cinco disparos. Hutchings dijo que no contó, pero pensó que podría haber sido más. Ambos hombres estaban en el lado este de la capilla cuando comenzó el tiroteo. White dijo que levantó la vista y vio a un hombre con una camisa azul oscura salir por las puertas de la capilla en el lado oeste del edificio. Él recordaba haber saludado a O’Connor en el pasillo antes de la reunión y que O’Connor llevaba una camisa azul oscura. Una bala impactó a otro hombre, quien estaba visitando la congregación desde otro estado del país. La bala le impactó en la pierna. La policía dijo que la lesión no se consideró de riesgo vital.  Los testigos y la policía dijeron que O’Connor apuntó con el arma a otro miembro de la congregación quien lo enfrentó, luego caminó hacia atrás por la puerta de la capilla, fuera del centro de estaca Sur Fallon, 750 W. Richards St., y hasta su casa a una cuadra, 901 McKay Court.  La policía de Fallon y los ayudantes del oficial del condado de Churchill rápidamente rodearon la casa de O’Connor. Un negociador de rehenes llamó por teléfono a O’Connor, y aceptó rendirse a los oficiales.

El jefe de policía de Fallon, Kevin Gehman, dijo que es demasiado pronto para determinar el motivo, pero aparentemente O’Connor estaba atacando a la víctima fallecida, no a la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días ni a su congregación en general. Gehman dijo que la policía de Fallon estaba reuniendo información, preparando una orden de allanamiento a la residencia de O’Connor para el domingo y realizando entrevistas con los testigos. La reunión sacramental comenzó a las 12:30 p.m. La policía dijo que recibió una llamada al 911 a las 12:58 p.m. Un testigo dijo que la policía les pidió a los miembros del barrio que se quedaran después de las reuniones de la iglesia hasta las 4 p.m., recogiendo declaraciones escritas y llevando a cabo entrevistas con los testigos. Un portavoz de la Iglesia SUD emitió un comunicado el domingo por la tarde. “Recientemente nos enteramos de un tiroteo en Fallon, Nevada, durante las reuniones sacramentales”, dijo Eric Hawkins. “Los detalles aún están en desarrollo, y las consultas deben dirigirse a la policía local.

“Expresamos nuestro amor a los que están en esta congregación y nuestras oraciones por las víctimas y sus familias. Los líderes locales les están ministrando en este momento”.

“Es traumático”, dijo Hutchings. “Me siento tan triste por la familia Miller. Bert ha estado 100% activo toda su vida, ha sido un buen siervo, y nunca ha hecho nada malo en su vida. Es sorprendente que hoy pueda convertirse en algo como esto”.

Dos miembros de la iglesia dijeron que O’Connor había asistido a las reuniones de barrio esporádicamente durante el año pasado.

La política de la Iglesia SUD prohíbe las armas de fuego en las reuniones de la iglesia.

“Las iglesias se dedican para la adoración de Dios y como refugios de las inquietudes y preocupaciones del mundo”, según el Manual 2, un manual para líderes de la iglesia. ” Es inapropiado portar en su interior armas mortales, ya sea de manera oculta o no, excepto lo requieran los oficiales de la ley”.

Después del tiroteo, otro miembro del barrio se enfrentó a O’Connor, quien le apuntó con el arma y le dijo: “No se trata de ti”, dijo Hutchings.

La policía trasladó a la congregación al salón cultural y cerró el salón sacramental, según White.

Un hombre con el mismo nombre y dirección de O’Connor postuló como Libertario para el Distrito 38 en la asamblea estatal en 2014, perdiendo las elecciones generales.

El sitio web de su campaña declaró: “Como su asambleísta, apoyaré una resolución conjunta para enmendar la Constitución de Nevada a fin de imponer límites a los términos que hayan logrado evitarlos”, según Ballotpedia. También dijo que alentaría a la asamblea estatal a aprobar una legislación que prohíba los impuestos a las armas de fuego intraestatales, municiones, piezas y accesorios producidos y comprados en Nevada.

En 2010, O’Connor perdió como candidato del Partido Demócrata para el Distrito 35.


Fuente: ldsliving.com
Traducción: Valeska Figueroa

Comentarios

comentarios

Powered by Facebook Comments

Valeska Figueroa Fernández

Traductora para El Faro Mormón

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: